Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

El Valencia jugará su quinta final de Copa (67-76)

Fernando San Emeterio (16 pts. y 18 val.) y Pierre Oriola (11 pts. y 9 val.) revolucionaron el encuentro y lideraron a los valencianos hacia la victoria ante un Barça en crisis

Rafa Martínez ante la defensa de Koponen / Fuente: ACB Photo
El Valencia Basket Club soñaba con volver a jugar una final de la Copa del Rey cuatro años después de aquella final en la temporada 2012/13 donde perdió por 85-69 ante, precisamente, el FC Barcelona. Los hombres de Pedro Martínez creyeron en sus posibilidades y cumplieron su sueño; el esfuerzo se convirtió en una explosión de alegría. En el bando contrario, los rostros desolados de los jugadores blaugrana eran un claro reflejo del mal estado del FC Barcelona Lassa: eliminados en la Copa del Rey, prácticamente desahuciados en la Euroliga y mediocres en la Liga Endesa.

Los primeros compases del encuentro fueron idénticos a cómo empezó al Valencia-Gran Canaria que había tenido lugar 24 horas antes, y es que en apenas dos minutos de juego, los valencianos firmaron un parcial de 0-7 a manos de Bojan Dubljevic y Fernando San Emeterio. Tyrese Rice consiguió romper el parcial con un triple, y a este se sumaron los triples de Renfroe y Vezenkov para poner el marcador en tablas (11-11) debido a la falta de intensidad defensiva de sus rivales. No obstante, el conjunto taronja consiguió reaccionar rápidamente y volvió a recuperar la ventaja gracias a otros dos tiros desde más allá del arco de un excelso San Emeterio, quien ya sumaba su décimo punto, y Guillem Vives. De esta forma, el primer cuarto terminó con un 17-19 en el electrónico favorable a los hombres de Pedro Martínez, a pesar del triple sobre la bocina de Vezenkov.

Vezenkov empezó el segundo cuarto de la misma forma que había terminado el primero. El jugador blaugrana encestó otro tiro desde más allá de 6’75 para poner por delante al Barça (20-19) y lideró un parcial de 9-0 a favor del conjunto blaugrana. Sin duda, los jugadores de Bartzokas se encontraban muy cómodos en esos instantes, mientras que el Valencia había desaparecido del partido: en cuatro minutos fue incapaz de anotar y los primeros puntos del periodo llegaron a manos de Sato desde la línea del 4’60. Sin embargo, los valencianos seguían sin ver el aro en ataque y demasiado flojos en defensa, llegando a acumular una desventaja de 10 puntos (31-21). El técnico del conjunto valenciano, Pedro Martínez, era consciente de que la situación requería a algún jugador que fuera capaz de dinamitar el partido, y entonces aparecieron Pierre Oriola y Sam Van Rossom al rescate. No obstante, delante tenían a un acertado Ante Tomic, quien fue el encargado de cerrar el segundo cuarto con 5 puntos consecutivos y llevó el encuentro al descanso con un 38-29 en el luminoso.

El paso por los vestuarios favoreció al Valencia Basket Club, quien volvió a cancha con las energías renovadas y con una ilusión tremenda por llegar a la final. Oriola, consciente de que su equipo le necesitaba, firmó un parcial inicial de 0-6 que les acercaba a tan solo tres puntos, y un triple del capitán Rafa Martínez empató el encuentro (38-38). Esta vez eran los hombres de Bartzokas quienes eran incapaces de sumar algún punto. La crisis blaugrana empezó a vislumbrarse. Eriksson encestó un tiro desde más allá del arco, pero Rafa Martínez contestó con su tercer triple consecutivo. Los esfuerzos del conjunto Blaugrana por remontar no obtenían recompensa ante unos demoledores Dubljevic, San Emeterio y Oriola. El tercer cuarto finalizó con un 51-59 en el electrónico tras un triple sobre la bocina de Koponen. El partido todavía estaba abierto, ya que quedaban 10 minutos y tan solo 8 puntos de diferencia; pero el parcial de este periodo fue demoledor con un contundente 13-30. El Valencia creía en sus posibilidades, mientras que en el Barça afloraban las dudas.

La batalla de los últimos 10 minutos comenzó con un contundente mate de Kravtsov, quien, además, deslumbró pocos segundos después con un 2+1 sobre Tomic. El equipo de la capital del Turia aumentaba su ventaja hasta los 12 puntos bajo la gran dirección de juego que estaba realizando Guillem Vives, aunque este se tuvo que retirar al banquillo con molestias en la pierna. No obstante, un Barça tocado, pero no hundido, consiguió encestar 7 puntos consecutivos a manos de Manfort y Tomic para ponerse a 5 puntos en el ecuador el periodo (63-68). El Valencia volvió a estancarse ofensivamente durante unos instantes, pero se pudo aprovechar de que el Barça cometió más errores tanto ofensivos como defensivos. Finalmente, el encuentro finalizó con una clara y merecida victoria para el Valencia Basket Club por 67-76. De esta forma, el conjunto taronja disputará su quinta Copa del Rey y buscará su segundo título copero ante el Real Madrid.


@azaBeroy


Con la tecnología de Blogger.