Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

SD Huesca 2-3 Real Zaragoza: Remontada para salir del charco

El Real Zaragoza vuelve a la senda de la victoria con una gran remontada ante la SD Huesca en un partido marcado por el estado del césped. Borja Lázaro adelantó a los oscenses, pero Dongou y Ángel dieron la vuelta al marcador. El Huesca se mete en problemas

Dongou se reivindicó con dos goles decisivos (Foto vía laliga.es)


LaLiga 1|2|3-Jornada 24

SD Huesca2
Real Zaragoza3
Ficha técnica
SD Huesca: Sergio Herrera; Akapo, Carlos David, Íñigo López, Jair (Álex Gonzálex, min. 75), Brenzancic; Aguilera, Sastre (Samu Sáiz, min. 71), Melero; Camacho (Vinicius, min. 64) y Borja Lázaro

Real Zaragoza: Irureta; Feltscher (Edu García, min. 60), Marcelo Silva, Valentín, Cabrera; Zapater, Javi Ros; Xumetra (Casado, min. 86), Edu Bedia (Cani, min. 68); Ángel y Dongou


Goles: 1-0, Borja Lázaro (min. 53), 1-1, Dongou (min. 59), 1-2, Ángel (min. 73), 1-3, Dongou (min 79), 2-3, Alexander González (min. 92).

Árbitro: Pablo González Fuertes (comité territorial asturiano). Por parte del Real Zaragoza amonestó a Marcelo Silva (min. 33) y Xumetra (min. 65). Por parte de la SD Huesca amonestó a Brezancic (min. 13), a Jair (min. 45) y a Juan Aguilera (min. 70).

Incidencias: Partido correspondiente a la 24ª jornada de la Liga 1/2/3 de fútbol que se disputó en el Alcoraz ante 4.000 espectadores.
El Real Zaragoza ha conseguido una victoria vital en el duelo de rivalidad autonómica ante la SD Huesca. En una semana convulsa por el ridículo final de mercado, los zaragozanos han sacado la garra para llevarse los tres puntos de un Alcoraz prácticamente impracticable por la lluvia caída sobre la capital oscense. Los de Anquela se adaptaron más rápido al campo y fueron mejores en la primera parte, pero tras el primer gol Agné cambió el sistema y el Zaragoza aplastó a los oscenses.

Anquela y Agné variaron sus planteamientos previstos debido al estado del césped. El Huesca repitió con tres centrales y trivote mientras que el técnico zaragocista volvió a jugar con dos delanteros, dejando en el banquillo a Cani. Los locales salieron con más empuje, adaptándose a lo que requería el partido. En 15 minutos, ya habían lanzado tres saques de esquina, bien despejados por la zaga blanquilla. Sin embargo, la ocasión más clara fue para Cabrera, a quien le cae el balón dentro del área y no sabe qué hacer con él. Respondió Borja Lázaro, que se deshizo de Marcelo Silva y solo el pie de Irureta evitó el tanto azulgrana. A partir de ahí, el partido se cayó. La intensidad fue la nota predominante y, pese a que la primera mitad se jugó íntegra en campo zaragocista, la fortaleza por alto de la defensa maña, con el debutante Rolf Feltscher, evitaba cualquier ocasión.

En la segunda parte se revolucionó el encuentro. Parecía que el Zaragoza había salido con más convencimiento, pero el Huesca golpeó primero. En una falta lateral, de esas que no hay que hacer en un partido de estas características, Camacho la cuelga al segundo palo, Jair peina hacia el área pequeña y Borja Lázaro empujó el balón a puerta vacía. Cualquiera podría pensar que el partido estaba acabado. Cualquiera menos Agné. Y Dongou. El camerunés se empeñó en dar vida a su equipo y empató el partido al aprovechar un mal despeje de Sergio Herrera. En ese momento, el técnico zaragocista decidió ir a ganar el partido y cambió el sistema para jugar con 3 centrales y dos carrileros largos. El plan le salió perfecto y el Zaragoza dominó todo el campo. Xumetra, muy incisivo en banda derecha, colgó un balón que se quedó muerto en la frontal del área y Ángel rompió la portería oscense de un tiro cruzado.

El Huesca estaba muerto. Todo su esfuerzo durante los 70 minutos anteriores se había ido al traste. Y el Zaragoza olió sangre. Xumetra recuperó un balón mal despejado por la defensa oscense, ya ocupada solo por tres hombres a la desesperada, habilitó a Dongou que fusiló a Sergio Herrera. Era el 1-3 y la sentencia. Xumetra y Ángel perdonaron el cuarto solos ante el portero azulgrana en dos ocasiones. Cuando el partido ya moría, Álex González acortó distancias aprovechando un rechace de Irureta, pero fue una mera anécdota.

El Zaragoza así respira y traslada su crisis 80 kilómetros al norte. Los de Anquela siguen sin ganar en este año y su dinámica ya es muy preocupante.





Con la tecnología de Blogger.