Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

Los Pacers sobreviven a su pájara, pero no garantizan los playoffs (120-111)

Paul George fue el mejor de un partido que los Pacers tenían ganado, pero en el que volvieron a sufrir. Indiana tendrá que trabajar hasta la última jornada para entrar en los playoffs, y en la mejor posición posible



Indiana jugó anoche en Philadelphia otro partido crucial para su clasificación para los playoffs. Además, tenía un ojo puesto en los partidos de Miami, Milwaukee y Chicago para medrar en la clasificación.

Los Pacers salieron a la pista dispuestos a arrasar, y con un ataque coral, se pusieron docepuntos arriba con un triple de Paul GerogeLuwawu-Cabarrot (24 puntos, récord anotador) era el único que aportaba puntos en unos Sixers muy fallones. El marcador se elevó hasta un 24 a 8 que hacía presagiar un partido sin emoción. George, nombrado jugador de la semana de la conferencia Este, jugó un primer cuarto increíble, fue el estilete visitante, y la distancia entre ambos conjuntos se elevó a veinte puntos. Pero la línea exterior de Philadelphia despertó y maquilló un poco el resultado, que fue de 35 a 20 al final del primer cuarto.

Los hombres de banquillo de Indiana se mostraron muy acertados ante el aro rival en el inicio del segundo período, pero no supieron defender bien los ataques locales, y el marcador se fue ajustando, pese a que las diferencias no bajaron de los diez puntos. El regreso de los titulares pareció decantar de nuevo la balanza, pero el dúo formado por Luwawu-Cabarrot y Richaun Holmes (17 puntos y 6 rebotes) fue demoledor en este cuarto, y los Sixers encadenaron un parcial de 11 a 0 que les situó a solo siete puntos de su rival. La aparición de Kevin Seraphin (17 puntos) fue providencial para los Pacers, que lograron llegar al descanso con diez puntos de ventaja: 64-54.

Fuente: nba.com


Una vez más, Indiana se complicaba un partido que tenía controlado. Los Sixers se situaron a sólo cinco puntos tras la reanudación del choque, y Myles Turner (18 puntos, 13 rebotes y 4 tapones) y Dario Saric protagonizaron un buen intercambio de golpes bajo los tableros. Fue nuevamente la aparición de Paul George (27 puntos, 5 asistencias) la que devolvió una ventaja tranquilizadora a los Pacers, aunque Stauskas se encargó de mantener a Philadelphia dentro del partido. Seraphin  tomó de nuevo el relevo de George en ataque, y permitió que Indiana llegara al último cuarto sin que el partido peligrara demasiado: 90 a 79.

Durante los primeros minutos del último período, la distancia entre ambos equipos osciló en los diez puntos. Pero los Sixers parecían no haber dicho la última palabra, y sus triples (13, por solo 5 de Indiana), amenazaban con ajustar el marcador hasta el final. Alex Poythress (15 puntos, 5 de 7 en triples) fue buena muestra de ello, pero estuvo demasiado solo en los minutos finales, en que los Pacers diversificaron su anotación con Myles Truner y Thaddeus Young (20 puntos, 8 rebotes). Indiana no permitió ningún parcial que permitiera a su rival acercarse más, y ganó por 120 a 111. 
Desgraciadamente para los Pacers, todos sus rivales directos también vencieron, incluso los Heat, que jugaban contra los Cavs. A Indiana le queda un partido, contra Atlanta, y tiene una victoria más que Miami y Chicago, y una menos que los Bucks. Todo se decidirá en la última jornada: pueden ser hasta sextos... o quedar fuera de los playoffs.


@Marti_R_S


Con la tecnología de Blogger.