Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

Llull manda en Madrid (71-68)

El Real Madrid superó al Unicaja de Málaga por un 71-68 y se adelanta así en la segunda semifinal de la Liga Endesa, Llull, una vez más, el mejor del partido con unos números estratosféricos

Foto: ABC
Se citaban Real Madrid y Unicaja en la segunda semifinal buscando un billete para la finalísima de la Liga Endesa, el primer asalto favoreció a los blancos por un ajustado 71-68, el viernes, a la misma hora y en el mismo escenario segundo asalto.

Salió el Unicaja bastante más enchugado en el primer cuarto con un gran acierto exterior y una anotación muy repartida de sus jugadores, por ello, el Real Madrid, tuvo que echar mano pronto de Llull y nutrir de balones interiores a Ayón, quién estuvo inconmesurable durante todo el partido. Pronto empezó el Unicaja a flojear, y de ahí el Real Madrid a sacar sus primeras ventajas para irse ganando, aunque de muy poco, al final del primer cuarto.

En el segundo cuarto, la desconexión del Unicaja fue tan mayúscula que el Real Madrid pudo haber matado el partido. Con Lull de protagonista y protagonizando acciones tan espectaculares con sus compañeros, los blancos se llegaron a ir hasta de más trece. Fue entonces cuando Joan Plaza se vio en la obligación de parar el partido, reajustar sus torres y pegar cuatro voces para apretar a sus chicos en defensa. El "Time out" funcionó, y el Unicaja, desde la defensa y apoyado en un gran Eyenga, pudo irse al descanso con vida. 38-34.

Tras la reanudación, el Real Madrid se encontraba muy relajado y ello fue aprovechado por el Unicaja para ponerse por delante, aunque no duraría mucho ese marcador, y es que Llull se despertó y empezó a dirigir el partido como él sólo sabe hacer para volver a poner así a los suyos por delante. El Palacio, viendo que su equipo le necesitaba, empezó a animar y los jugaores blancos se vinieron arriba.

El último cuarto, cuando más quema la bola y en donde algunos jugadores se esconden, Llull decidió poner el 1-0 para su equipo. Se echó al Madrid a las espaldas, empezó a sumar acciones positivas, asistiendo, corriendo e incluso reboteando mientras el Unicaja buscaba una forma de pararle, pero que resultó ser imposbible. Nedovic intentaba mantener a los suyos con vida, y así lo consiguió con varias acciones de calidad y acudiendo a la línea de tiros libres varias veces,algo que el serbio sabe buscar a la perfección. Todos los intentos del Unicaja fueron en vano, y es que el Real Madrid sumó el primer punto al casillero y se adelanta en la eliminatoria.

El próximo viernes, ambos equipos volverán a citarse para jugar el segundo asalto e intentar llevarse la victoria. Hoy, el primer partido, no ha defraudado, el segundo tampoco lo hará.


@Jalberto1997


Con la tecnología de Blogger.