Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

Una UD que ilusiona

Un director de orquesta, cinco fichajes con ligero sabor argentino y una cantera que dará que hablar, devuelve la ilusión al equipo amarillo

Foto: UD Las Palmas

La Unión Deportiva Las Palmas vuelve a reforzar el primer equipo pensando en el presente y futuro del Club. Después del adiós de Quique Setién, la dirección deportiva de Las Palmas arrancó el trabajo para reforzar todas las demarcaciones que fueran necesarias. Tras la frustrada ‘Operación De Zerbi’, la entidad amarilla decidió apostar por un novato en la primera categoría del fútbol español, Manolo Márquez.

Manolo Márquez, una apuesta por la continuidad 

El entrenador que la campaña pasada llevó las riendas del mejor equipo en la historia del Grupo XII de Tercera División, será el encargado de manejar el buque amarillo. Una apuesta clara por la continuidad. Por el juego asociativo que Quique Setién trasladó al Gran Canaria y durante muchos momentos de la temporada, hizo vibrar a la afición amarilla.

Línea de cuatro, doble pivote, un centrocampista, dos jugadores en banda y un punta. Esa es, a priori, el once que en este comienzo de pretemporada ha dado mejores sensaciones, siendo el encuentro disputado en la tarde ayer ante el Besiktas, la mejor puesta en escena de esta táctica.

Además, contará con ayudantes de lujo en su primera experiencia en Primera. El ‘Mago’ Juan Carlos Valerón, ídolo y leyenda de equipos como el Deportivo y Las Palmas, y Paquito Ortiz, un jugador histórico y muy querido por la afición amarilla, acompañarán al catalán en el banquillo. Dos grandes ‘sabios’ del fútbol que junto a ex-jugadores como Daniel Carnevalli y Santi Lampón, formarán el cuerpo técnico.

El catalán Manolo Márquez, natural de la Ciudad Condal, siempre ha estado muy ligado a la Unión Deportiva. Manuel es sobrino de José Luis Ulacia, guardameta suplente de la mejor Unión Deportiva Las Palmas de la historia, y además, su abuelo fue presidente del Real Club Victoria, uno de los cinco equipos que, junto al Arenas, Club Deportivo Gran Canaria, Atlético Club y Marino, fundaron la Unión Deportiva Las Palmas.

La petición de De Zerbi

Las Palmas se hizo con los servicios del guardameta argentino Leandro Chichizola, que aterrizó en la isla de Gran Canaria procedente del Spezia italiano. La llegada de Chichizola ha supuesto más competencia en la portería, y Raúl Lizoain ha visto truncadas sus opciones para ser el guardameta titular del equipo.

Este portero argentino destaca en gran medida por su agilidad bajo los palos, a pesar de su considerable altura. Una cualidad que ya mostraba en las categorías inferiores de River Plate antes de partir a Europa y formar parte de las filas del Spezia en la Serie B. No podemos dejar pasar su don a la hora de atajar penas máximas. Entre otros, Chichizola interceptó un importante penalti ante Racing Club de Avellaneda el 4 de mayo a los 92 minutos de encuentro. Una parada que significó, prácticamente, un título de liga.

Si bien es cierto que Chichizola fue una petición de De Zerbi que aceptó la comisión deportiva antes de que el técnico italiano llegara al conjunto amarillo, el meta santafesino parte con una ligera ventaja. El desconocimiento de un guardameta muy bien valorado en tierras argentinas hace que Manolo Márquez y su cuerpo técnico –en concreto los dos entrenadores de porteros: Daniel Carnevalli y Santi Lampón– le den más oportunidades que a Raúl Lizoain.

Más polivalencia a la defensa

El granadino Ximo Navarro fue el elegido por la dirección deportiva para reforzar la defensa, una posición que en los últimos años ‘ha cojeado’ el Club amarillo. Formado en las categorías inferiores del Mallorca, Ximo Navarro dota de una buena salida de balón, una de las características que más marca el estilo de juego que se busca en la Unión Deportiva.

Su polivalencia permite a Manolo Márquez contar con un jugador que ha desarrollado su carrera en el lateral y en el centro de la zaga, además de verle en contadas ocasiones como pivote, y que cargará –más si cabe– a la defensa con una competencia de máxima.

La polémica llegada de Vitolo

Lo de Víctor Machín Pérez ‘Vitolo’ da para escribir una novela. De esos relatos donde el amor y la ‘traición’ se mezclan formando una obra casi perfecta. Tal y como la jugada de Las Palmas y, en concreto, de Miguel Ángel Ramírez, presidente de la Unión Deportiva Las Palmas y el cerebro para que Vitolo recalara en las filas del Atlético Madrid y en las de Las Palmas como cedido.

Viajemos al pasado. No tanto. Específicamente a principios de junio, el día 3 o 4. Para los medios de comunicación ya era un hecho. Vitolo sería jugador del Atlético Madrid y el equipo rojiblanco, debido a la sanción que arrastra desde hace meses, cedería al futbolista canario a Las Palmas hasta enero. El tiempo volaba y el silencio predominaba en los despachos de Atlético Madrid y Sevilla. En Las Palmas no. Unas declaraciones de Toni Cruz, director deportivo de Las Palmas, le complicaría las cosas a los tres conjuntos para llegar a un acuerdo por el traspaso de Vitolo.

El 10 de julio habló Pepe Castro, máximo mandatario del Sevilla. Debido a la gran presión de los medios y la intensificación de rumores acerca de la salida de Nervión de Vitolo, rompió el silencio y confirmó que “Vitolo se queda cinco años más en el Sevilla”, y sobre la prudencia mostrada en el mes y medio, declaró que “nosotros no hemos dicho nada, hemos actuado”.

Un día después, Vitolo aterrizaba en Madrid sellando su contrato con el Atleti. Un acto que enfadó seriamente al Sevilla. Mediante un comunicado, la dirección del equipo andaluz dio a entender que irán a por todas en el ‘Caso Vitolo’, puesto que ya se había acordado con el propio jugador su renovación.

Pero si todo sigue su curso, el internacional canario jugará en la Unión Deportiva casi media temporada, donde se buscará en primera instancia la salvación virtual para poner las bases de algo grande.

Sangre argentina para el ataque

Se intentó en enero, pero llegaron en julio. Tanto Hernán Toledo como Jonathan Calleri recalan en la escuadra de Las Palmas tras duras negociaciones con Stellar Group, agencia a la que pertenece Malcolm Caine, que es la cabeza de un grupo de inversores que adquirió el CD Maldonado, club uruguayo considerado ‘paraíso fiscal’ y al cual pertenecen/pertenecieron jugadores como Willian José o Gerónimo Rulli pero donde nunca llegaron a jugar.

Hernán Toledo llega tras disputar media campaña con Lanús y no tener suerte en el ‘sueño europeo’. Recaló en la Fiorentina, equipo donde no tuvo la continuidad y oportunidades y, por tanto, fue cedido a Lanús. La agilidad y habilidad de este extremo argentino le ayudaron a formarse en las categorías inferiores de Vélez Sarfield, y hacerse un hueco considerable en Argentina.

Por su parte, Jonathan Calleri también se formó en Argentina. Concretamente, en All Boys, donde estuvo asentado hasta arribar en 2014 en Boca Juniors, equipo donde explotó antes de partir a São Paulo. Tras la aventura en Brasil, el West Ham anunció la llegada de Calleri. A pesar de jugar 16 encuentros en liga, el delantero centro no se consiguió adaptar y tener una regularidad que le permitiera disputar más encuentros. Esta temporada jugará cedido en Las Palmas, equipo donde ya ha anotado sus primeros goles en pretemporada, y donde espera reencontrarse para cosechar una gran campaña.

Filosofía de cantera

En Las Palmas saben que los éxitos logrados hasta ahora se han alcanzado, en gran medida, gracias a la cantera. Es cierto que apostar por chavales jóvenes que llegan desde un filial que ronda entre Segunda División B y Tercera División es arriesgado. Pero quien no arriesga, no gana. Y por ello, en 2011, Las Palmas decidió contar con la cantera. Jugadores como Roque Mesa, David Simón, Jonathan Viera, Vicente Gómez o Vitolo salieron a la luz y destaparon la gran calidad que guarda en las entrañas de la isla la Unión Deportiva Las Palmas, y que desde hacía décadas el sentimiento de pertenencia no brotaba entre la afición. Jugadores que fueron y son la base de lo que es hoy en día la Unión Deportiva.

Por ello no es de extrañar que se siga hablando y contando con jugadores de los filiales. No es de extrañar que Borja Herrera pase a formar parte de la primera plantilla o de que Fabio González pase a ser un posible y candidato más serio a suplir la baja de Roque Mesa, en caso de que Manolo Márquez no pida una incorporación para esa posición. Tampoco sería de extrañar que jugadores como Érik Expósito, Carlos González o Benito fueran habituales en las convocatorias.

Y es que, al fin y al cabo, Las Palmas ha sido, es y será cantera.

Con la tecnología de Blogger.