Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Las Palmas 2-1 Valencia CF: Las Palmas remonta a un Valencia irreconocible

Los canarios le dan la vuelta a un partido que se pusó cuesta arriba y les sirve para abandonar el "farolillo rojo"

Foto vía Twitter Valencia CF



LaLiga Santander-Jornada 20

UD Las Palmas2
Valencia CF1
Ficha técnica
UD Las Palmas: Chichizola; Navarro, Lemos (David Simón, 46'), Gálvez, Castellano; Tana, Peñalba, Viera; Toledo, Jairo (Halilovic, 76;), Calleri.

Valencia CF: Neto; Montoya, Paulista, Vezo, Lato; Maksimovic, Coquelin, Kondogbia, Nacho Gil (Guedes, 57'); Mina (Zaza, 74') y Rodrigo (Vietto, 68').

Goles: 0-1 Mina (5'), 1-1 Viera (20') y 2-1 Calleri (53')

Arbitro: Jose Luis Muniera Montero, amonestó a Lato (21'), Vezo (26'), Montoya (62'). Expulsó a Paulista (51'), Zaza (70'), Neto (71'), Jairo (72'), Halilovic (76'). Expulsó a Paulista (51') y Vezo (88')

Incidencias: Partido disputado en el estadio de Gran Canaria con capacidad para 32.400 espectadores.
Vuelta a la casilla de salida en el inicio de la segunda mitad de la temporada, Las Palmas de mide de nuevo al Valencia tras el duelo copero, esta vez en la competición doméstica, y donde los equipos ocupan posiciones casi antagónicas, mientras que los locales se encuentran en el farolillo rojo el Valencia busca aprovechar el tropiezo de los del Cholo para escalar a la segunda posición. 

Y es en la copa en lo que daba la impresión que pensaba Marcelino tras una alineación más bien poco habitual, con Mina, Vezo o Nacho Gil entre otros, reservando a los Guedes, Zaza o Vietto para la vuelta de Mendizorroza. Por su parte Paco Jemez volvió a la defensa de cuatro tras su siniestro en Girona la jornada pasada. 

Pero este año da la impresión que da igual quien juegue en el equipo che, cualquiera es valido, todos están a la altura de la circunstancias, esta vez era Santi Mina, el delantero gallego trazaba una diagonal al primer palo para rematar el córner y enviar el balón al fondo de las mallas, a los cinco minutos ya mandaba el Valencia. 

Tras el zarpazo visitante Las Palmas trató de recuperar las riendas de un partido que se le había ido de las manos demasiados pronto, optó por recuperarse a través de la posesión, pero se olvidaron que otra de las armas del Valencia es el contragolpe: recuperación, contra veloz y Santi Mina al palo, el segundo sobrevoló Gran Canaria. 

Y el gol llegó, pero del lado canario, un envio al área era amortiguado por el pecho de Calleri que dejaba de cara para que Viera, a placer, fusilara a Neto, los de Paco Jemez no perdonaban y ponían el empate en la primera ocasión de gol que tenían. 

Con el paso de los minutos las fuerzas de igualaron, Las Palmas una vez repuesta del golpe inicial cogió aire y empezó a ganar presencia en el partido, lo que se sumó con el paso atrás que dio el Valencia, que ya no las tenía todas consigo y veía como su juego se empezaba a volver predecible y desacertado. 

El partido llegó al descanso con una mayor sensación de peligro por parte de los visitantes, pero que no se terminaba por traducir en goles, por su parte Las Palmas, que había bajado una marcha, abrazaba al descanso con los brazos abiertos, necesitaban recuperar el aliento. 

El balón echó a rodar de nuevo y no traía buenas noticias para el Valencia, el arbitró volvía a pitar un penalti dudoso en contra del Valencia por unas manos de Paulista y ya van unos cuantos, el defensa brasileño perdía los papeles y veía la segunda amarilla parea enfilar el túnel de vestuario antes de tiempo. 

El encargado de transformar la pena máxima era Calleri, que no fallaba y dejaba a Neto completamente inmóvil con disparo más que potente, Las Palmas le daba la vuelta al partido y al Valencia le empezaban a temblar las piernas, duro revés para los de Marcelino. 

Tras el gol el Valencia se fue a la lona, fue incapaz de levantarse, no solo del gol sino sobre todo de la expulsión, ni la entrada de Guedes fue suficiente para revitalizar al equipo, un equipo que veía como Las Palmas encontraba los espacios con una facilidad pasmosa. 

Si el arbitro hubiera pitado el final nada más marcar Las Palmas nadie se habría enterado, el resto del encuentro fue solo relleno, con un Valencia más que superado que tuvo ocasiones de sobra en la primera mitad para no dar lugar a esta situación, situación que se agravó aún más con la expulsión de Vezo, ya solo quedaban 9. 

No había tiempo para más, el conjunto insular se llevaba tres puntos que bien sabían que valían oro, no solo era el hecho de ganar, con la victoria abandonaban la posición del farolillo rojo, cumpliendo un paso más en su objetivo de lograr la permanencia, no será fácil, pero este es el camino. Por su parte el Valencia debió de pensar que no le hacían falta los puntos, tiró el partido, desde entrenador hasta jugadores, y todo ello aderezado con una actuación arbitral más bien cuestionable, el próximo rival el Real Madrid, gran oportunidad para volver a dar la cara.

Con la tecnología de Blogger.