Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Brasil 1-2 Bélgica: Otro fracaso Mundial

Brasil dice adiós tras caer derrotada ante una Bélgica muy superior en la primera parte

Foto: El Chiringuito


Rusia 2018 - Cuartos de final

Brasil1
Bélgica2
Ficha técnica
Brasil: Alisson; Fagner, Thiago Silva, Miranda, Marcelo; Fernandinho, Paulinho (Renato Augusto, 72'), Coutinho; Willian (Firmino, 46'), Neymar, Gabriel Jesús (Douglas Costa, 57').

Bélgica: Courtois; Alderweireld, Kompany, Vertonghen; Meunier, Fellaini, Witsel, Chadli (Vermaelen, 82'); De Bruyne, Hazard, Lukaku (Tielemans, 86').

Goles: 0-1 Fernandinho (pp) (13'), De Bruyne (31'), 1-2 Renato Augusto (76')

Árbitro: Milorad Mazic (SER). Amonestó a Alderweireld (47'), Meunier (70'), Fernandinho (85'), Fagner 89'

Incidencias: Partido correspondiente a los cuartos de final del Mundial 2018 disputado en el Kazan Arena.
La primera parte. Eso es lo que le sobró a Brasil, que ve como el sueño de lograr el sexto Mundial se esfuma una vez más. La cara de la moneda, Bélgica, que regresa a unas semifinales mundialistas por primera vez desde la cita mundialista de 1986. Fernandinho en propia puerta adelantó a los europeos, que ampliaron distancias con un golazo de De Bruyne. Renato Augusto dio esperanzas en el tramo final a Brasil, pero el marcador ya no se movería.

Tanto belgas como brasileños saltaron al campo sin especular, en búsqueda de la portería contraria desde el minuto uno. Al principio, era patente la novedad táctica de Roberto Martínez: Lukaku escorado a la banda y De Bruyne como falso nueve, aunque no duraría mucho. 

El primer aviso serio llegó del lado de Brasil, con un remate de Thiago Silva casi sin querer al palo de tras un saque de esquina. Fue en otro córner, esta vez a favor de Bélgica, cuando se estrenó el marcador. Saque de esquina botado desde la izquierda por Chadli al primer palo, y Fernandinho desvía con el hombro el balón hacia su propia portería. Los de Tite buscaron rápidamente la reacción, pero cada contra belga representaba un gran peligro para la defensa 'canarinha'. Buscó sorprender Marcelo con un tiro raso desde la frontal, pero Courtois no estaba por la labor de permitir el empate. El partido se complicaría aún más para los sudamericanos, cuando Lukaku cogió la moto, y se la cedió a De Bruyne para batir con un disparo seco a Alisson y poner tierra de por medio. 

Coutinho buscó recortar distancias con un golpeó marca de la casa desde la frontal, pero de nuevo Courtois se hizo gigante para evitar el tanto brasileño, y respondió de falta directa De Bruyne, que se topó (esta vez sí) con Alisson. El colegiado señaló al descanso, con un Neymar completamente desaparecido en el primer acto, y una Brasil contra las cuerdas.

Ya en la segunda parte, la 'verdeamarelha' volcó el juego ofensivo por su banda izquierda, con Marcelo como un extremo más. Los 'red devils', por su parte, renunciaron a la posesión y se centraron en aguantar atrás y salir con rapidez a la contra. Y así llegó la oportunidad belga. Contra llevada por De Bruyne, pase para Hazard, y zurdazo excesivamente cruzado. 

Cuando todo parecía perdido para Brasil, Renato Augusto dio esperanzas a su equipo. Coutinho se inventa un magnífico pase por encima de la defensa para un Renato Augusto que cabeceó al fondo de la red. Los chicos de Tite comenzaron a creérselo, y poco después del gol, Firmino se quedó a centímetros de igualar la contienda. Bélgica sufría, Brasil apretaba. No le quedaba otra. De nuevo Renato, apareciendo por el centro, metió el miedo en el cuerpo al aficionado belga, pero su disparo salió ligeramente desviado. 

Coutinho falló lo imperdonable, cuando recibió un balón a placer de Neymar dentro del área y envió el balón a las nubes. Y Neymar tuvo la última, desde la frontal, pero cuando ya celebraba el gol, emergió de nuevo la figura de Courtois. Y con él, se fueron las esperanzas de los brasileños. El árbitro señaló el final, y se confirmó un nuevo fracaso mundial. 

Con la tecnología de Blogger.