Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Curry y Durant sentencian a los Nets (120-114)

La pareja fantástica de los Warriors pudo con la dupla Russell-LeVert de Brooklyn. Los neoyorquinos rozaron una remontada histórica

Nba.com

Los Golden State Warriors llegaban anoche al Barclays Center de Brooklyn para seguir con su buena dinámica. Su rival, los Nets: un equipo no desprovisto de talento, pero al que le faltan tablas para aspirar a algo más este año.
El partido empezó muy igualado y con alternancias en el marcador. El gran acierto del juego exterior de ambos conjuntos deparó unos minutos entretenidos, con Russell y LeVert destacando en Brooklyn. Pero Stephen Curry (35 puntos) se echó los Warriors a la espalda y mantuvo a flote a los visitantes. EN los últimos minutos del primer cuarto, el base de los Warriors  consiguió darle la vuelta al marcador y poner en ventaja a su equipo, 32 a 29.

En el segundo período, Golden State abrió brecha en el luminoso. Klay Thompson (18 puntos) calentó su muñeca y los Nets no tuvieron capacidad de respuesta. De nuevo Curry y Durant se erigieron en estiletes para poner a los Warriors más de diez puntos arriba (50 a 39) y obligaron a los locales a pedir tiempo muerto. Pero no sirvió de nada, puesto que las diferencias se elevaron todavía más, y el marcador al descanso reflejaba un claro 63 a 49.

El decorado no cambió en la reanudación del partido. Durant (34 puntos, 8 rebotes, 6 asistencias) asumió la responsabilidad ofensiva en los Warriors, mientras Brooklyn respondía de forma colectiva, pero insuficiente para reducir su desventaja. El acierto de los visitantes desde la línea de tiros libres ayudó a aumentar la diferencia, que a punto estuvo de plantarse en veinte puntos. Un triple de Dinwiddie sobre la bocina cerró el tercer cuarto con 93 a 77.

Los Nets siguieron acertados desde la línea de tres puntos y se acercaron a diez puntos de su rival en los primeros minutos del último período. Pero la respuesta de Durant fue contundente y rompió las esperanzas de los locales de conseguir una remontada épica. o eso parecía, hasta que la pareja Russell-LeVert (48 puntos entre ambos) volvió a la carga en Brooklyn y dejó el marcador en un ajustado 110 a 108 a dos minutos del final. Pero Durant y Curry enfriaron el ambiente del pabellón con cinco puntos consecutivos que sentenciaron el encuentro, que terminó con 120 a 114. Los Warriors siguen intratables con 7 victorias y una derrota, mientras que Brooklyn se aleja de su buen comienzo y se queda con 2 victorias y 4 derrotas. 

Con la tecnología de Blogger.