Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Real Madrid 2-0 Sevilla FC: Ganó el que más lo quiso

Buen gol de Casemiro desde la frontal y Modric cerró la victoria

Foto: Real Madrid


LaLiga Santander-Jornada 20

Real Madrid2
Sevilla0
Ficha técnica
Real Madrid: Courtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Reguilón; Casemiro, Ceballos (Valverde, m.88), Modric; Lucas Vázquez (Isco, m.77), Vinicius y Benzema.

Sevilla: Vaclík; Carriço, Kjaer, Sergi Gómez; Jesús Navas, Sarabia, Éver Banega, Franco Vázquez, Escudero (Bryan, m.86); Ben Yedder (Promes, m.71) y André Silva (Munir, m.75).

Goles: 1-0, m.78. Casemiro. 2-0, m.92: Modric.

Árbitro: Mateu Lahoz (colegio valenciano). Amonestó a Casemiro (61) y Ceballos (65), por el Real Madrid; y a Carriço (30), Banega (54) y Kjaer (85), por el Sevilla.

Incidencias: encuentro correspondiente a la vigésima jornada de LaLiga Santander disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante 68.232 espectadores
Partido dominado durante casi todo el encuentro por un Madrid que puso más intensidad y más ganas. El Sevilla, muy gris y desinflándose en estas últimas semanas. Golazo de Casemiro, recompensa de Modric y 3 puntos importantes.

El Real Madrid recibía en el Santiago Bernabéu a un Sevilla FC que quería afianzar esa tercera plaza con la que llegaba al coliseo madridista. Por parte del equipo merengue, Solari volvía a dejar, por enésima vez, a Isco en el banquillo. Ya casi no extraña, difícil situación para el de Fuengirola. Por el bando sevillista, el once de gala de Machín, toda vez que el Mudo Vázquez había cumplido los dos partidos de sanción. Munir comenzaba desde el banco y no llegaba el nuevo fichaje Max Wöber, central fichado en el mercado invernal.

El equipo blanco con ganas de vengarse de ese 3 a 0 del partido de la primera vuelta. El Sevilla a reencontrarse con la victoria después de la derrota en Bilbao, aunque ambas escuadras con la moral de haber pasado a cuartos de final de la Copa del Rey.

Comenzaba la primera parte con más domino del equipo local, intensidad y ganas, con un Sevilla agazapado e intentando ir controlando el arreón inicial del conjunto de Solari. Muchas imprecisiones de Banega en el inicio y el Sevilla sufriendo con la presión y empuje del Real Madrid. Tan sólo una ocasión de gol en las botas de Vinicius que detiene un Vaclik muy seguro durante toda la temporada.

Hasta el minuto 22 no llegó con peligro el equipo de Machín, con un tiro desviado de Escudero cuando se cantaba el gol visitante. A partir de ahí, el Sevilla se estiró un poco y tuvo más presencia en el control del juego, aunque con discretas llegadas, como un cabezazo de André Silva que detuvo el meta merengue. Se iban cayendo los minutos de esta primera parte sin mucho control por parte de uno u otro equipo, partido con emoción pero sin mucho fútbol. Y así fue muriendo la primera mitad.

Tiempo de bocadillo para los aficionados. Parece que miedo a encajar por parte de ambas escuadras, muchas interrupciones en el juego y pocas ocasiones. Minutos antes tuvieron que ser atendidos el Mudo Vázquez y Modric por un choque de cabezas que tuvo como resultado un par de brechas que obligaron a Franco Vázquez a jugar con un casco protector y al jugador croata con un aparatoso vendaje.

Partido con poco trabajo para el árbitro, que apenas tuvo protagonismo. Espadas en todo lo alto para una segunda mitad que, según daba la impresión, se podía llevar el que fuera un poco más valiente en el planteamiento y buscara el gol con más intensidad.

Se iniciaba la segunda mitad sin cambios en los equipos iniciales. Con la incógnita de ver quien iba a ser el primero en dar un paso al frente, de ser más ambicioso. En un principio parecía que se repetía el mismo guión que al inicio del partido. Un Real Madrid con el control del juego y un Sevilla que no conseguía quitarle el balón al conjunto blanco. Fruto de ese control llegaron las primeras ocasiones, ambas del equipo de Solari, una de Vinicius, que seguía muy activo, y otra de Casemiro, que tampoco pudo encontrar el gol.

El Real Madrid se estiraba y apretaba, Modric se activaba y achuchaba de lo lindo. Sufría mucho ahora el Sevilla, que estaba encerrado en su campo viendo como el conjunto madrileño iba teniendo un rosario de ocasiones que, aunque no terminaban de traspasar la meta de Vaclik, si le estaba metiendo el miedo en el cuerpo. Y llegó la mejor ocasión del partido. Se mereció el gol Ceballos en un zapatazo a la cruceta en el minuto 66 del encuentro. Vaclik besó la cruceta, dándole las gracias por haber salvado el tanto. Y otra gran ocasión de Casemiro de cabezazo que salió rozando el palo.

Sufría muchísimo el Sevilla, y Machín movía el banquillo, cambiando la pareja de ataque al sacar a Ben Yedder y André Silva por Promes y Munir. Tiempo de reivindicarse para ambos jugadores.También lo hacía Solari, que en el minuto 77 da entrada al terreno de juego a Isco por un Lucas Vázquez que no estuvo muy entonado. Y tan solo un minuto más tarde, Casemiro hacía un golazo para abrir la lata. Felicidad blanca y se le nublaba el cielo al Sevilla. Poco tiempo para la reacción sevillista. Y ya en el descuento, Modric obtuvo la recompensa que estuvo buscando durante todo el partido. Se fue solo para la meta sevillista y batió a un Vaclik que no pudo hacer nada.

Y asi llegamos al final de un encuentro que, salvo unos 20 minutos en la primera mitad, siempre tuvo color blanco. Expuso más, tuvo más intensidad y más ganas, y consiguió sus frutos. El Sevilla sin acierto en el centro del campo estuvo condenado a ocasiones aisladas y poca presencia en el encuentro.

Resurrección blanca y el Sevilla que no puede despistarse si no quiere ver como va perdiendo opciones en Liga.

Con la tecnología de Blogger.