Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Osasuna 1-0 Real Zaragoza: Detalles devuelven el liderato a Osasuna

Una rugorosísima expulsión de Eguaras y fallos groseros de Chechu Dorado y Álvaro Vázquez deciden los tres puntos en El Sadar

Osasuna aprovecha así el empate del Albacete. Foto: @RealZaragoza


LaLiga 1|2|3 - Jornada 27

Osasuna1
Zaragoza0
Ficha técnica
Osasuna: Rubén; Nacho Vidal, David García, Unai García, Clerc; Oier, Fran Mérida; Villar (Pérez, 85´), Roberto Torres, Barja (Rober, 25´); y Brandon (Xisco, 64´) 

Real Zaragoza: C. Álvarez; Benito, Guitián (Verdasca, 31´), Chechu Dorado, Nieto; Eguaras, James; Pep Biel (Ros, 51´), Soro, Álvaro Vázquez; y Linares (Pombo, 75´) Goles: 1-0; Villar (min. 71). 

Árbitro: Rubén Ávalos (comité catalán). Expulsó a Eguaras por doble amarilla (46´ y 49´) y amonestó a Linares (33´) por parte del Real Zaragoza; y amonestó a Villar (58´) por parte de Osasuna. 

Incidencias: Partido correspondiente a la 27ª jornada de LaLiga 1|2|3 disputado en El Sadar ante unos 16.000 espectadores
Un gol de Juan Villar permite a Osasuna recuperar el liderato tras una victoria ante el Real Zaragoza marcada por tres detalles. Una discutida expulsión de Eguaras y los errores de Chechu Dorado y Álvaro Vázquez han desnivelado un partido en el que no se ha demostrado la diferencia de 20 puntos que refleja la clasificación. Los de Víctor Fernández se quedan en tierra de nadie, una situación que, de todas formas, hubiera firmado sin dudarlo en Navidad. 

Arrasate recuperaba a Kike Barja en banda izquierda, mientras que Víctor Fernández apostaba por Linares y Pep Biel como titulares. Los primeros minutos fueron para el Zaragoza, con una rápida circulación de balón en el centro del campo que no podía frenar el cuadro navarro. Álvaro Vázquez tuvo la primera gran ocasión del partido, pero no pudo aprovechar desde el punto de penalti y casi sin oposición un buen centro de Nieto. 

Con el paso de los minutos, Osasuna se hizo fuerte en el centro del campo y comenzó a llegar con peligro a la meta de Cristian Álvarez. Juan Villar pudo poner el 1-0 en el ecuador de la primera mitad, pero su disparo, prácticamente mano a mano con el portero, se topó con el palo. En estas, los locales perdieron por lesión a Barja y los aragoneses a Guitián, también por un problema muscular. 

Sin un gran dominio del balón, el cuadro local siguió generando peligro en el área rival, emergiendo entonces la figura, de nuevo, de Cristian Álvarez. El argentino sacó dos buenas manos abajo a disparos de Villar y Roberto Torres antes de su gran intervención en el partido. El “10” rojillo se sacó de la chistera un misil desde 60 metros que se hubiera colado en la portería zaragocista si no fuera por una gran parada de Álvarez en el último suspiro. 

La segunda mitad arrancó con el primer detalle que cambió por completo el guion del partido. El colegiado Ávalos Barrera, debutante en la categoría, le mostraba una rigurosísima segunda amarilla a Íñigo Eguaras en su segunda falta, las dos sin ningún peligro para el contrario. Una discutida decisión que debilitó las opciones zaragocistas, que iba a tener que jugar con diez durante más de 40 minutos.

En superioridad, Osasuna se fue decidido a matar el partido y auparse al liderato. Villar perdonó en área pequeña en medio de una lluvia de balones colgados desde la banda y saques de esquina, pero sin inquietar la portería zaragocista más allá de la lógica acumulación de jugadores locales en el área. Entre medio, Ávalos Barrera perdonaba una amarilla a Unai García por una falta sobre Linares idéntica a las dos tarjetas que mostró a Eguaras. 

Al final, lo esperado iba a llegar, en el segundo detalle que marcó el partido, en un centro lateral que Chechu Dorado se come el bote y que Juan Villar solo tiene que empujar a la red. Uno de los muchos errores individuales que ha marcado la temporada del Real Zaragoza en defensa. Porque da igual que pasen Grippo, Verdasca, Álex Muñoz y otros tantos por la zaga. Un error individual va a condenar todo el trabajo del equipo. 

Con 1-0 en el marcador, Víctor dio entrada a Pombo y, casualmente, el Zaragoza recuperó el balón y se hizo con el dominio del partido, provocando los vértigos del liderato entre los jugadores rojillos. Así llegó el tercer detalle. En un error garrafal de los centrales navarros, Álvaro Vázquez se queda, completamente solo, mano a mano con Rubén, pero el delantero catalán ni siquiera encuentra portería en la definición. 

Con estos tres detalles, Osasuna logró desnivelar el partido y llevarse tres puntos que le devuelven al liderato en esa dura carrera de cinco equipos por los dos puestos de ascenso directo. Mientras, el Real Zaragoza se queda en tierra de nadie, al borde de dar por finiquitada una temporada, sin olvidar que cualquiera hubiera firmado pasar en apenas dos meses de estar hundido en zona de descenso a la zona tranquila de la clasificación.

Con la tecnología de Blogger.