Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Granada Leganés Levante Mallorca Osasuna Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

Chicago Bulls, al asalto del Este

Analizamos el futuro inmediato de la franquicia de Illinois

En 2011 los Bulls contaban con el MVP de la competición (el más joven en ganarlo, por cierto) y disputaban las Finales de Conferencia contra los Miami Heat, que a la postre se convirtirían en cuatro veces campeones del Este de forma consecutiva. Las cosas se empezaron a torcer la temporada siguiente, con Rose perdiéndose bastantes partidos por lesión, pero lo peor estaba por llegar; en los instantes finales del partido inaugural de primera ronda de Playoffs, el base se rompía el ligamento anterior cruzado de la rodilla izquierda. Se perdía las eliminatorias, de donde su equipo sería eliminado, y toda la temporada siguiente. El año pasado volvió totalmente recuperado, pero apenas 10 partidos después volvía a lesionarse de gravedad, en esta ocasión en la otra rodilla. La baja de su estrella obligaba al equipo de la ciudad del viento a hacer un paréntesis en sus aspiraciones; sin embargo hubo noticias positivas. El equipo entrenado por Tom Thibodeau siguió siendo uno de los más fuertes de la liga a pesar de tener una plantilla algo corta, y jugadores como Joakim Noah, Jimmy Butler y Taj Gibson evolucionaron mucho en su juego.

Ahora que sus compañeros de hace tres años se han hecho mejores jugadores y el coach ha implantado una defensa más asfixiante y efectiva aún, vuelve Derrick Rose. En el Mundobasket pudimos comprobar que no está en su mejor estado de forma, le falta una chispa sobre todo a la hora de finalizar jugadas, pero sí que se le vio con fuerza y velocidad. Después de un calvario de más de dos años, Rose vuelve a ser jugador de baloncesto; es de esperar que necesite algo de tiempo para alcanzar su mejor nivel, pero lo importante es que acumule minutos y vaya dejando atrás los difíciles momentos que ha sufrido, sobre todo en el aspecto mental.

Acompañando a Rose y al mejor defensor del año Noah, este año ha llegado Pau Gasol. El de Sant Boi encaró por primera vez en su carrera la agencia libre, y tras considerar varios equipos se acabó decidiendo por los Bulls. Juntar a dos pivots con tanta capacidad de pase como el francés y el español hace salivar a cualquier aficionado al baloncesto; a ellos hay que sumarle todo un gladiador de la zona como Taj Gibson. Otro movimiento importante en las oficinas fue la confirmación definitiva de algo que se venía comentando desde hace bastante: la amnistía a Carlos Boozer. Gracias a esto pudieron firmar a Pau, pero también ofrecer un mejor contrato a Nikola Mirotic, que después de ser elegido en 2011 pone rumbo definitivamente a la NBA. En el Draft, los Bulls aprovecharon sus dos elecciones de primera ronda (16 y 19) para obtener a Doug McDermott, elegido en la posición 11 por los Denver Nuggets. Como agentes libres ficharon a los bases Aaron Brooks y E´Twaun Moore, mientras que renovaron los veteranos Kirk Hinrich y Nazr Mohammed.

Aparte de la ausencia de Rose, el principal problema de los últimos años era lo escaso de la rotación y la necesidad de hacer jugar muchos minutos a varios jugadores. Este año la plantilla es más profunda y ofrece más variables. Rose será el líder de este equipo, pero Pau y Noah producirán también en el aspecto ofensivo, tanto colectivo como individual (Gasol más que el francés en este aspecto), Dunleavy, McDermott y Mirotic aportarán tiro exterior y espaciado de cancha (y obviamente más cosas) mientras que Gibson, Butler y Snell seguirán aportando intensidad y una gran capacidad defensiva. Sumados a estos jugadores tenemos las incorporaciones arriba mencionadas, que darán una profundidad mayor a la plantilla que otros años.

Aunque habrá que tener paciencia con Rose en su retorno a la mejor liga del mundo, este equipo tiene todos los mimbres para luchar por todo. Con Miami sufriendo la salida de Lebron, la Conferencia Este busca nuevo dueño. Pocas plantillas pueden ofrecer tanta variedad y calidad de jugadores, además de un pedazo de entrenador que tiene muy claro como quiere jugar. Después de unos años complicados, a pesar de los buenos resultados, los Bulls vuelven a competir por todo.


@Kay76ers


Con la tecnología de Blogger.