Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

Villarreal 3-1 Osasuna: El submarino amarillo no perdona ante un Osasuna muy frágil en defensa

Triunfo cómodo del Villarreal que dejó el partido encarrilado en el primer tiempo gracias a los goles de Pato, Bruno y Sansone ante un Osasuna con graves carencias defensivas que logró recortar distancias al filo del descanso

Los jugadores del Villarreal CF celebran el gol de Sansone

LaLiga Santander-Jornada 6 

Villarreal CF3
CA Osasuna1
Ficha técnica
Villarreal:Asenjo, Mario, Álvaro, Víctor Ruiz, Jaume Costa, Castillejo, Bruno, Manu Trigueros, Roberto Soriano (Cherisev, m.72), Sansone (Santos Borré, m.78) y Pato (Dos Santos, m.62).

Osasuna
: Mario (Álvaro Fernández, m.46), Tano, David García, Miguel Flaño, Fuentes. Oier Sanjurjo, Fran Mérida (Olavide m. 53), Clerc (Jaime Romero m.46), Roberto Torres. Riviere y Sergio León.


Goles:1-0, Alexandre Pato (m.4). 2-0, Bruno Soriano (m.23) de penalti. 3-0 Sansone (m.39). 3-1, Torres de penalti (m.46).

Árbitro: Ocón Arraiz (comité riojano). Mostró tarjetas amarillas a los jugadores visitantes Mario (m.23) y Olavide (m.61).


Incidencias: Partido correspondiente a la sexta jornada de la Liga Santander, disputado en el estadio El Madrigal ante 18.300 espectadores.

Duelo entre dos equipos inmersos en dinámicas muy distintas en El Madrigal. El equipo groguet llegaba al partido con la firme intención de hacerse con los tres puntos para seguir con la buena línea mostrada desde el inicio de campeonato. Por su parte, Osasuna, a pesar de llegar al encuentro como colista, confiaba en su mejoría de juego para intentar lograr la primera victoria de la temporada. 

Fran Escribá, tal y como había asegurado a lo largo de la semana, alineó a un equipo muy reconocible sin apenas rotaciones. En el cuadro visitante, Enrique Martín apostó por alinear de inicio a Miguel Flaño, Clerc, Mérida y Rivière. 

El partido arrancó de la mejor manera para los intereses del Villarreal. Cuando todavía no se había cumplido el minuto cinco de partido, Pato con la cabeza adelantaba a su equipo en el marcador. Aunque el gol tempranero del equipo castellonense supuso un jarro de agua fría para Osasuna, pocos minutos después, Rivière hasta en dos ocasiones y Oier tras un centro de León estuvieron muy cerca de devolver las tablas al marcador. Sin embargo, cerca de la media hora de juego, Mario cometió un penalti muy claro sobre Soriano. Bruno con la pierna izquierda se encargó de transformarlo situando el segundo tanto del equipo local. El partido se ponía cuesta arriba para un Osasuna que mostraba continuamente síntomas de enorme fragilidad defensiva muy evidentes sobre todo a la espalda de Fuentes. En cuanto el Villarreal enlazaba una serie de pases con fluidez, los desbarajustes defensivos de la zaga rojilla se multiplicaban. 

En la recta final del primer periodo, Sansone logró conectar con un pase filtrado de Samu en dirección al área y picó el balón con maestría ante la salida de Mario. El Villarreal se estaba dando un festín a costa de un Osasuna sin rumbo que se estaba desangrando. Sin embargo, en la última jugada del primer tiempo, Sergio León con una gran jugada individual entró en el interior del área y fue objeto de falta. El colegiado Ocón Arráiz señaló el punto de penalti y Roberto Torres, con habilidad, transformó la pena máxima reduciendo distancias en el marcador. 

En la reanudación, Mario, lesionado, fue sustituido por Álvaro Fernández que debutó en Primera y Jaime Romero entró por Clerc. Martín Monreal aún no tiraba la toalla. Pocos minutos después, el técnico de Campanas agotó los cambios dando entrada a Olavide por Mérida. 

Los cambios surgieron efecto y gracias también en parte a la relajación de los jugadores locales por la ventaja en el electrónico, Osasuna consiguió por vez primera en el encuentro asentarse en el terreno de juego y jugar con mayor soltura y comodidad. Sergio León, Jaime Romero y Olavide tomaron las riendas del equipo en busca del segundo tanto. Por su parte, Fran Escribá administró adecuadamente los cambios y logró mantener el control del encuentro a pesar de no tener la posesión del balón. Hombres como Jonathan Dos Santos Santos Borré y Cheryshev dieron al equipo frescura durante el último tramo del segundo tiempo. En la recta final del partido, los rojillos siguieron intentando anotar el segundo gol pero ya era demasiado tarde. Las concesiones defensivas durante el primer tiempo, perfectamente aprovechadas por un Villarreal sin piedad arriba, habían decidido hace rato el ganador del duelo. 

Tras el tiempo reglamentario en El Madrigal, victoria sin excesivas complicaciones del Villarreal que se sitúa en puestos de Champions League empatado a puntos con Atlético de Madrid y Athletic de Bilbao. Una gran primera parte fue suficiente para que el conjunto castellonense se llevara los tres puntos ante Osasuna, el colista de la tabla. El cuadro navarro, en una buena dinámica de juego pero no de resultados, encadena ya seis partidos sin conocer la victoria.




Con la tecnología de Blogger.