Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

La tormenta perfecta se desata en La Bahía (91-126)

Golden State dejó para el archivo una de las mejores primeras partes de baloncesto ofensivo de la historia. Curry, Thompson, Durant y Green fueron los artífices del +29 que señalaba el marcador en el descanso: 49-78. En Cleveland no hubo réplica



El Oracle acogía el último enfrentamiento de liga regular entre los últimos dos campeones de la NBA. Cleveland llegaba con la idea de volver a enfriar la cabeza de los líderes de Oeste, tal y como hicieron en Ohio. Pero las sensaciones del equipo eran distintas, en el primer partido llegaban con un contundente 9-1 en los últimos 10 partidos y pisando muy fuerte en la costa Este, sin embargo, de los últimos 5 partidos, los Cavs sólo habían ganado 3. Obviamente, siguen siendo el mejor equipo de la costa atlántica, pero el cansancio hace mella.

Por su parte, Golden State volvía al parqué tras cuatro días de descanso. El partido tenía una relevancia especial para los chicos de Kerr, y es que pese a no buscar otro récord de victorias, la espina seguía clavada desde la derrota en el Quicken Loans Arena. 

El partido fue un torrente ofensivo por parte de los Warriors en la primera parte. Curry (20P, 2R, 11A), Durant (21P, 6R, 5A), Thompson (24P, 4R), Green (11P, 13R, 11A)... todos contribuyeron al ataque de los locales. Cleveland observaba impasible el juego de Golden State, esta vez no hubo arreón de LeBron (20P, 8R, 2A) ni magia de Irving (17P, 2R, 2A), sólo incredulidad. 

La segunda mitad fue solo una continuación descafeinada de un partido donde, sin duda, quien más ganó fue el baloncesto. Aun queda mucho tiempo para Las Finales, y más aun para que alguien bese el O'Brien, pero en Oakland llevan tiempo pensando en ello. Los más escépticos vuelven a decir que el año pasado la historia tuvo el mismo comienzo, pero para ser sincero, jamás había visto un ataque igual.  

Cleveland Cavaliers v Golden State Warriors

Curry volvió a justificar nuestro insomnio, el baloncesto sigue sonriendo. 

Con la tecnología de Blogger.