Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Deportivo Eibar Espanyol Getafe Girona Las Palmas Legans Levante Mlaga Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Villarreal

Manchester United 2-0 Leicester City: Los Diablos Rojos se consolidan en lo alto de la Premier

El Manchester United se lleva un partido que dominó de principio a fin y en el que los cambios volvieron a significar, una vez más, la importancia en este equipo, y en el que el Leicester parecía un juguete a manos de un diablo

Foto: ManU

Premier League-Jornada 3

Man Utd2
Leicester0
Ficha técnica
Manchester United: De Gea; Valencia, Jones, Bailly, Blind; Pogba, Matic; Mata (Rashford, min 67), Mkhitaryan (Fellaini, min 74), Martial (Lingard min 77); Lukaku.

Leicester City: Schmeichel; Simpson, Morgan, Maguire, Fuchs; Mahrez, Ndidi, James, Albrighton (King, min 60); Vardy (Slimani, min 76), Okazaki (Gray, min 60).

Goles: 1-0 Rashford (min70), 2-0 Fellaini (min 82)

Árbitro: Oliver M.
Amarillas: Mkhitaryan (min 55), James (min 89), Schmeichel (min 90).

Incidencias: Old Trafford.
Red Devils y Foxes comparecieron en Old Trafford para disputar el partido de mayor renombre en la jornada del sábado en la Premier League.

El conjunto dirigido por José Mourinho llegaba al encuentro con la intención de conseguir una nueva victoria que le permitiera asentarse en el liderato y reafirmar su candidatura al título liguero. Todo ello acompañado de unas sensaciones magníficas tras el inmaculado arranque que han protagonizado. Dos partidos-dos victorias, ocho goles a favor, y ninguno en contra así lo corroboran. El mejor arranque en la historia del Manchester United en la competición liguera desde la temporada 1907-1908. Además de la gran noticia que ha significado el regreso de Zlatan Ibrahimovic a los Diablos de Manchester.

Por su parte, el Leicester acudía al Teatro de los Sueños tras un arranque liguero dispar en el cual padecieron las dos caras del fútbol en cuanto a resultados se refiere, tanto la derrota en aquel espectacular partido en el Emirates contra el Arsenal que abrió la Premier (una delicia para los espectadores, no tanto para los entrenadores), como la victoria en casa contra el Brighton en la que recordó al Leicester que hace dos temporadas se proclamó campeón.

Con todo ello, ninguno de los entrenadores quiso modificar lo que hasta ahora es el 11 de gala para ambos. Por parte de los locales, José Mourinho solamente introdujo una variante con respecto a los dos partidos anteriores, esa variante fue la incorporación de Anthony Martial en el 11 inicial, algo ganado a pulso por el joven delantero francés ya que lleva anotados 2 goles en 2 partidos saliendo desde el banquillo; por tanto, el 11 inicial de los Red Devils fue De Gea en la portería; Valencia como lateral derecho, Blind como lateral izquierdo, Bailly y Jones como centrales; doble pivote con Pogba y Matic; Mata-Mkhitaryan-Martial por delante del doble pivote; y arriba como única referencia Romelu Lukaku. Un 1-4-2-3-1.Por el lado de los visitantes, Craig Shakespeare no introdujo ninguna variante con respecto a las dos últimas jornadas ligueras; Schmeichel bajo los palos; Simpson y Fuchs laterales derecho e izquierdo respectivamente con Maguire y Morgan a modo de centrales; una línea de cuatro centrocampistas con Mahrez y Albrighton en los costados con James y Ndidi en la sala de máquinas; arriba formaron Vardy y Okazaki. Un 1-4-4-2.

Con estos 22 hombres comenzó la primera parte con un gran dominio del United en los primeros cinco minutos, hasta tres llegadas tuvieron los locales. Poco a poco el Leicester logró equilibrar el partido aguantando atrás y saliendo a la contra con una ocasión de Okazaki que atajó bien De Gea, con el United copando la posesión del balón pero sin crear peligro. Sin embargo, a partir del minuto 20, el Leicester se diluyó y emergió la figura de Pogba, que desde el centro del campo lideró a su equipo como si de un delantero se tratara; continuas fueron sus llegadas al área, fuertes disparos que bien se encontraban con Schmeichel, bien con la grada de Old Trafford, pero con la sensación de un peligro constante; uno de estos disparos de Pogba que despejó schmeichel se quedó muerto en el área y Mata lo empujó a la red, sin embargo el árbitro lo anuló por fuera de juego, un más que dudoso fuera de juego. Mención aparte merece también la pugna entre Lukaku y Maguire, con el defensa neutralizando constantemente al delantero. Así se llegó al final de los primeros 45 minutos, con United que, sin estar haciendo un gran partido, dominaba al Leicester con centros al área, tiros lejanos, posesión, neutralizando a los Mahrez, Vardy, Okazaki… pero que no lograba materializar sus ocasiones, algo en lo que tuvo problema en los encuentros anteriores. 0-0 en el marcador.

La segunda parte comenzó de igual forma que la primera, un dominio claro del United con un Leicester aguantando atrás. Pese al dominio del United al inicio, la desaparición de Pogba, hombre más destacado de la primera mitad de los Red Devils, y el marcaje constante de Maguire a Lukaku, provocaron que el United no llegará con claridad. Sin embargo, en el minuto 51 un centro peligroso de Martial lo para con la mano Simpson, dando lugar a un penalti que fallaría posteriormente Lukaku. A partir de ahí el Leicester se estiró de la mano de Mahrez con alguna ocasión por parte del argelino y con las entradas de Gray y King por Okazaki y Albrighton. No obstante, los Red Devils seguían con su dominio sin ocasiones claras hasta que en el minuto 70 Marcus Rashford, que entró en el minuto 67 por Mata, logró materializar el córner botado por el United tras un gran arrastre de Pogba que dejó solo al joven y prometedor delantero inglés que no falló de cara a gol. A partir del gol, el Leicester desapareció y Mourinho introdujo a Fellaini por Mkhitaryan para meter más músculo en el medio campo. En el minuto 75 los Red Devils realizaron su último cambio, Lingard por Martial. Estos dos últimos cambios significaron el segundo gol del pues en el minuto 81 Lingard, tras un gran pase de Pogba chutó contra la portería de Schmeichel y Fellaini, en posición de fuera de juego, desvió el balón a gol, el segundo del United. En los últimos minutos una ocasión más hubo para cada equipo pero que ambos cancerberos salvaron.

Gran victoria del United que le sirve para consolidarse en lo alto de la clasificación y reafirmar su candidatura al título, además de mantener unos números espectaculares 10 goles a favor y ninguno en contra, lo que denota la efectividad tanto defensiva como ofensiva del equipo de Mourinho al que, por el momento, nadie le hace gol. Por su parte el Leicester deberá mejorar mucho si quiere volver a optar por algo importante.

Con la tecnología de Blogger.