Alavs Athletic Atltico Alavs Betis Celta Eibar Espanyol Getafe Girona Huesca Leganés Levante Rayo Vallecano Real Madrid Real Sociedad Sevilla FC Valencia Real Valladolid Villarreal

El Madrid sigue ganando (80-73)

La mejoría en defensa en el segundo tiempo y el esloveno Prepelic, claves en la consecución de la quinta supercopa de España para los blancos

Foto. ACB

El Real Madrid se consiguió hoy un título que se le venía resistiendo desde 2014, y lo hizo en un partido que destacó por la intensidad entre los dos mejores equipos en España del curso pasado. 80-73 ha sido el resultado final en la final disputada en San Sebastián, y cuyo MVP ha sido Sergio Llull.

Comenzaba el partido con un 2+1 para Baskonia, pero iba a ser el Madrid el que iba a dominar la final los primeros minutos. Guiados por Llull y Tavares, el Madrid se ponía 5 arriba ante un Baskonia incapaz de hacer daño al Madrid por dentro con la presencia de Tavares. Los blancos seguían dominando y Baskonia se mantenía cerca gracias al buen inicio de Poirier, que acabó el cuarto con 8 puntos. A falta de 1 minuto para concluir el primer cuarto, Baskonia se ponía 1 arriba gracias a un triple de Garino. Terminaba el primer cuarto 20-21.

El segundo comenzaba con un Baskonia enchufado gracias a Diop, que se encontraba muy cómodo en la pista y sin la presencia de Tavares los vascos anotaban con mucha más facilidad. El segundo cuarto fue el más duro. Baskonia se cargó con 4 faltas en apenas 2 minutos, Ayón sufrió una falta antideportiva de Diop, y esto favoreció al Madrid, que fue capaz de volver a acercarse en el marcador tras la mayor ventaja de la que iba a disponer Baskonia, de +8. Campazzo puso al Madrid por delante gracias a un triple pero iba  a ser Baskonia quien se fuese ganando al descanso, tras un tiro de tres de Granger. Nos íbamos al descanso 42-44.

Tras el descanso, Llull seguía siendo la brújula en ataque del Madrid, que iba a comenzar de la mejor manera posible con un triple del MVP del partido y con un Alley-oop de Randolph tras un robo de balón. Iba a durarle poco la ventaja al Madrid, que seguía sin ser firme en defensa y tampoco encontraba respuestas en ataque. Shields, tras varias posesiones malas de ambos equipos, colocaba a Baskonia 6 puntos por encima. Iba a ser en este momento cuando aparecería uno de los grandes culpables de la victoria del Madrid. El nuevo jugador blanco, el esloveno Prepelic, anotaba 5 puntos en dos ataques consecutivos para reenganchar al Madrid. El marcador iba a igualarse a 58, pero Prepelic iba adelantar a los suyos con un triple. 8 puntos con 3/3 en tiros de campo en muy pocos minutos. A pesar de los bueno minutos del esloveno, otra vez era Baskonia quién se iba a ir por delante al terminar el cuarto. 61-62

El último cuarto iba a ser desde el principio dominado por el Madrid. En la primera posesión, Campazzo anotaba de tres y Prepelic, con otros 5 puntos rápidos, seguía en estado de gracia. Se ponía el campeón con  puntos de ventaja con mucha rapidez, y el Baskonia no iba a ser capaz de igualar el marcador en lo que restaba de partido. Acercándose en el marcador, pero sin reengancharse al ritmo que la defensa del Madrid había impuesto. Con 3 minutos para llegar al final, Laso sacaba a Llull y a Tavares a pista, que fueron 
determinantes para que se alcanzara el 80-73 con 1 min por jugarse y que ya sería definitivo.

El Madrid continua su marcha triunfal, y parece que no echa en falta la marcha de su mejor jugador la pasada temporada, Luka Doncic.

Con la tecnología de Blogger.